Diagnosticando al equipo.

Han sido duras las bajas para Cruz Azul en el inicio de este torneo, las constantes convocatorias, las lesiones, han derivado en un arranque dubitativo para el campeón. No es para menos, pues no ha sido posible tener equipo completo a lo largo del torneo y la consecuencia es falta de ritmo, poca sinergia colectiva y constantes empates. Sufrimos de empatitis en este primer tercio del torneo, pese a todo lo aquí escrito, el techo es alto y el equipo no se encuentra en una posición comprometida.

 

Aún con 10 fechas por disputarse y por las facilidades del torneo mexicano por supuesto que el barco que dirige Juan Reynoso tiene todo para lograr el objetivo de calificar directamente a liguilla y es que, además, tenemos claro que este plantel y Reynoso tienen capacidad comprobada. Sí podría mencionar que se ha acrecentado el hueco que existe en la lateral y carril izquierdo de Cruz Azul. Dependemos de la salud de Adrián Aldrete de 33 años, mismo que tiene un historial de lesiones importante; fuera de él, Jaiber Jiménez nunca ha podido brindar la sensación de solvencia como futbolista de primera división. Es menester reforzar esta zona, como apunta el vox populi, hoy más que nunca se ha demostrado. Rivero puede resolver el problema como lo hizo gran parte del torneo anterior en el campeonato, pero no podemos perder de vista que esa posición requiere especialista. Con 10 seleccionados a cuestasen esta próxima fecha FIFA, siendo base de la selección mexicana con todo lo que conlleva, luce un panorama atareado para los de Reynoso de cara a la jornada de reanudación de la liga cuando se viste a Juárez. A priori, y teniendo en cuenta el antecedente del torneo pasado, es una visita complicada por la plaza, pero accesible por los recursos del plantel rival.

Dejar un comentario

Enviós a todo México y USA
Rápidez en las entregas
Calidad 100% original
Satisfacción garantizada